Justo en la mitad del choque, se alinearon los planetas azules en el firmamento y la tropa del “Rey” Anglada

Dayron Blanco cambió la historia, Industriales da primero

Por Boris Luis Cabrera

Mientras Carlos Benítez sonaba un soberano lineazo por encima de los colchones que alborotó a la fanaticada de los Alazanes, el diestro Bladimir Baños se tambaleaba en el box, Lázaro “el caballo” Blanco lanzaba cuatro episodios inmaculados, y los coches de la ciudad de Bayamo transitaban por las avenidas con la narración del partido en las emisoras de radio a toda voz; pocos imaginaron las sorpresas que tenía reservado el destino para las próximas horas de esta jornada de lunes.

Justo en la mitad del choque, se alinearon los planetas azules en el firmamento y la tropa del “Rey” Anglada empezó a recoger del suelo la materia prima que dejaron caer sus rivales, para fabricar las armas que al final, le dieron la victoria diez carreras por tres.

Dos errores al campo de la defensa contraria removieron la psiquis del estelar lanzador de casa y Oscar Valdés aprovechó el desconcierto para disparar el primer incogible de los azules. Con las almohadas congestionadas, Andrés Hernández y Yamil Rivalta se dejaron cantar el tercer strike para poner la entrada a punto de mate, pero un jonronazo de Dayron Blanco cambió la historia y le dio un vuelco violento e inesperado al marcador que reventó el enrejado donde hasta ese momento, dormían mansos los Leones capitalinos.

El panorama en el lejano oriente cambió de súbito, Baños comenzó a crecerse en el box, de los bates habaneros comenzó a salir música, Lázaro “el caballo” Blanco se fue a las duchas y bajaron el volumen de la radio en los coches que transitaban por las avenidas de la ciudad de Bayamo.

Nueve cañonazos más salieron de las muñecas de los visitantes en el transcurso de la porfía, entre ellos un bambinazo del capitán Jorge Enrique Alomá con uno a bordo en el séptimo episodio que cayó como una lluvia de puntillas en la banca de tercera base.

Andy Rodriguez, a pesar de la ventaja, salió a sacar los últimos seis outs y soportó cuatro cohetes, entre ellos uno de Guillermo Garcia que se llevó las cercas, pero la diferencia era enorme y las motivaciones estaban hace rato vestidas de azul, sentadas en la parte derecha del terreno de juego.

Una victoria como visitante en este tipo de pugnas por el comodín parece lapidaria para los anfitriones, pero en este deporte todos saben que no se tiran fuegos artificiales al viento ni se cierran malecones para que salgan carrozas hasta el último out del último partido.

El próximo miércoles, se abrirán las puertas del coloso del Cerro en choque que puede ser definitorio para los Industriales. Bryan Chi debe ser el lanzador abridor designado por Anglada y en la lomita contraria, según palabras de Carlos Martí, estará el zurdo Leandro Martínez. Nos vemos en el estadio.

1 comentario en “Dayron Blanco cambió la historia, Industriales da primero”

  1. Armando León Viera

    Tras los ponches a Andrés Hernández y Rivalta, que pudieron haber hecho bajar un tanto los ánimos, la dirección del equipo decidió orientar a Dayron. Supongo que le habrán advertido que «el caballo» Blanco estaba envalentonado y vendría a marcarle por el centro de home, para amedrentarlo. El muchacho asimiló las sabias palabras, se preparó mentalmente y al primer lanzamiento cambió la historia de ese importante partido. Ahora corresponde culminar el trabajo en nuestra casa del Cerro, frente a un rival que ha sabido crecerse y ganar dos coronas. No vale confiarse, sino salir con humildad a guapear nuestro objetivo. ¡Vamos, azules, que la fiesta sigue! Gracias, Boris Luis, por tu labor de cada día. Un abrazo desde Palma de Mallorca, criollo.

Los comentarios están cerrados.