PARA RECORDAR: El último juego de Industriales frente a profesionales

En el año 2002 el equipo de la capital mexicana, Los Diablos Rojos, llevó a cabo una serie de enfrentamientos amistosos contra tres equipos de Cuba. Los conjuntos elegidos fueron Pinar del Río, Matanzas e Industriales.

En todos los choques los locales salieron victoriosos con resultados cerrados. En la primera jornada los vueltabajeros consiguieron llevarse el partido con un marcador de 6 carreras por 4. Para la segunda fecha los de la Atenas de Cuba los derrotaron 5 carreras por 2. Para el tercer día se planificaba el partido más importante de la gira, pues iban a enfrentar a los Industriales en el estadio Latinoamericano.

Se planteaba un bonito juego nocturno donde el gran Lázaro Valle fue el responsable de la lomita azul. Se respiraban nuevos aires con la inclusión de Rey Vicente Anglada como director y un joven Kendry Morales que a pesar de su edad ya era un jugador consolidado.

Valle caminó gran parte del partido y lo dejó con marcador favorable y posteriormente fue relevado por el estelar Yadel Martí quien concretó una labor espectacular. A la defensa destacaron Lázaro Vargas y Germán Mesa, con un buen desenvolvimiento en tercera base y campo corto respectivamente. Con cinco entradas cumplidas el compromiso iba 4 carreras por 1 favorable a los azules, con 8 indiscutibles conectados.

Kendry se llevó las cámaras al pegar un cuadrangular enorme por el jardín izquierdo y su labor no terminó ahí, pues fue el encargado de lanzar el noveno inning dominando fácil a todos los bateadores que se enfrentó. Finalmente, el resultado fue de 7 carreras por 3 y sirvió como precedente de una temporada que terminó con los capitalinos alzando el título de la Serie Nacional.

Por: Owen Llanes