EN SU PEOR MOMENTO: El Latino necesita más ofertas gastronómicas

Mucha fue la polémica cuando circuló la noticia de la posible privatización de los estadios en Cuba y los cambios que traería consigo. La instalación de tiendas para la venta de prendas y accesorios de los equipos y la variedad de servicios gastronómicos para el disfrute de los aficionados, fueron algunas de las propuestas más atractivas que se esperaban.

Quienes acuden a los estadios, desde el momento de la divulgación, se hicieron ideas de cómo sería la nueva campaña de la Serie Nacional de Béisbol. Pero al llegar casi a la mitad de la contienda nada de esto ha ocurrido.

ÚLTIMO MINUTO: 4 jugadores de Industriales estarán en el juego de las estrellas

Supuestamente se comenzaría por los principales parques beisboleros de los equipos más laureados y después se extendería, en la medida de lo posible, a todo el país. Obviamente, uno de los mencionados fue el Latinoamericano, debido a que es considerado como el estadio insignia de nuestro béisbol.

Hasta el momento la instalación sigue con las mismas deficiencias, las cuales arrastra hace algunos años. Ahora, ni siquiera hay vendedores en las afueras de la instalación deportiva y es indignante la escasa variedad de productos para consumir.

Solo están habilitadas dos cafeterías donde se ofertan panes (con queso o jamonada) y refresco instantáneo. Las pizzerías están deshabilitadas y al parecer no hay intenciones de activarlas.

INESPERADO: Líder del Staff Azul fuera del Juego de las Estrellas

Cabe destacar que en el siglo pasado cuando la instalación no contaba con las condiciones actuales de infraestructura, tenía a su alrededor locales para la venta de pizzas, y por supuesto eran puntos de referencia mucho.

Por esto, surge la incógnita ¿no habrá posibilidad de renovar los servicios o no se quiere hacer? Algo que también es parte del espectáculo, porque es muy positivo y de buen provecho poder disfrutar de tu equipo durante las horas de partidos degustando alimentos de buena calidad.

Por Ransel Masso